Hay ocasiones en las que las empresas pueden considerar conveniente realizar una reorganización de las deudas que tienen en un momento determinado, y esto puede llevarse a cabo por diversos fines. Por ello, en este artículo, queremos repasar todo lo relativo a la reestructuración de deuda

¿Qué es la Reestructuración de deuda?

Reestructuración de deuda es todo proceso encaminado a renegociar las condiciones de pago y los tipos de interés asociados a una deuda que todavía no ha sido saldada. Dentro de esta renegociación entre acreedores y deudores, suele haber un intermediario entre ambas partes participantes.

Mediante estos nuevos acuerdos entre las partes involucradas, el deudor puede verse beneficiado, por ejemplo, con ampliaciones del periodo de pago de la deuda o  con reducciones del tipo de interés. Los términos que son susceptibles a ser sometidos reestructuraciones de deuda son:

  • El montante de la deuda.
  • El tipo de interés de la misma.
  • El método de amortización.
  • La frecuencia con la que se realizan los pagos (frecuencia con la que se amortiza la deuda).

Cabe destacar que las operaciones de reestructuración de deuda son beneficiosas, no sólo para los prestatarios, es decir, para las empresas deudores, sino también para las entidades financieras. Esto se debe a que para los bancos es mejor retrasar posibles procesos de ejecución. 

Hay que recalcar que refinanciación no es lo mismo que reestructuración de la deuda. A través de refinanciar deudas, la empresa deudora trata de conseguir la firma de un nuevo instrumento de financiación, obviamente con mejores condiciones que el anterior instrumento firmado. Con la reestructuración no se firma un nuevo instrumento, sino que se modifican las condiciones del ya existente. 

¿Cuándo puede ser necesaria una Reestructuración de deuda?

De manera esencial, existen dos motivos fundamentales que llevan a las empresas a querer realizar una reestructuración de deudas bancarias. Éstos son:

  • Un incremento de las NOF (Necesidades Operativas de Fondos). Las NOF de cada empresa van a determinar sus necesidades de tesorería, esto es, la cantidad de liquidez que necesitan para hacer frente a las deudas a corto plazo. Por tanto, en situaciones donde las empresas prevean que no pueden hacer frente a dichas deudas, una reestructuración de deuda puede ser muy recomendable.
  • Riesgo de incumplimiento de pagos u omisión del pago de la deuda: Tanto para los casos en los que todavía no se haya producido el incumplimento del pago, como aquellos en los que el incumplimiento si se ha producido, el poder conseguir unas condiciones más favorables para cumplir con los pagos puede favorecer enormemente a las organizaciones.
  • Evitar pagar intereses por sobrepasar el vencimiento de la deuda.

Financiación Alternativa

Métodos de Reestructuración de deuda

En Alter Finance, os ofrecemos los siguientes métodos de reestructuración de una deuda:

  • Restablecer nuevos mecanismos de financiación: Previo reconocimiento de la situación que presenta actualmente tu compañía, elaboraremos un informe con información relacionada con las nuevas opciones de pago. Este informe se construye a partir de la evaluación de los distintas fuentes de financiación alternativas que se podrían utilizar para hacer frente al compromiso de pago. Te ayudamos a contar con los recursos necesarios para poder pagar tus deudas.
  • Asegurar la viabilidad de tu entidad: Tratamos de ofreceros las mejores opciones que impidan el tener que llegar a entrar en concurso de acreedores, intentando evitar situaciones en las que tu empresa se encuentre en una posición desfavorable. De este modo, procuramos mantener la viabilidad de vuestros negocios, gracias a lidiar con las deudas a corto plazo que amenazan a la actividad de vuestras empresas.
  • Aplazar el vencimiento de la deuda: Hay ocasiones en las que las compañías no cuentan con los recursos necesarios para abonar las cantidades correspondientes a sus deudas a corto plazo, obviamente dentro de los vencimientos establecidos. En Alter Finance os ofrecemos el servicio de gestión del calendario de aplazamiento de deuda. Para la prestación de este servicio, se tienen en cuenta dos aspectos:
    • Proyecciones de tesorería de vuestras empresas en el corto plazo.
    • Estimaciones de los flujos de caja netos y de las cuentas de resultados que vuestras empresas tienen el potencial de originar en los años próximos.

Conclusión

Todos los responsables de los departamentos financieros de las empresas deben asegurar que ésta cuente con liquidez suficiente y que sea solvente. Para conseguir este doble objetivo, diversas con las acciones que se pueden llevar a cabo. Dicho lo cual, consideramos a las reestructuraciones de deuda como instrumentos muy útiles a usar en situaciones potencialmente peligrosas para las organizaciones.

En Alter Finance os ofrecemos nuestros servicios de estudio y gestión de operaciones de reestructuración de deuda. Por favor, contáctanos cuando los necesites.

Share on Google+