Invertir en empresas ayuda a la economía del país a la vez que permite obtener una rentabilidad atractiva.

Las empresas buscan financiación para hacer frente a sus necesidades de financiación. Gracias a las plataformas de crowdlending, cualquier persona puede invertir directamente en empresas prestándoles su dinero a cambio de una rentabilidad. Generalmente esto es en forma de préstamos con devolución en cuotas mensuales y plazos entre 12 y 36 meses generalmente. Pero con la aparición de una nueva modalidad de crowdlending que se denomina crowdfactoring, ahora también se puede financiar los flujos de caja de las empresas.

¿Qué es el factoring?

A través del factoring las empresas ceden los derechos de cobro de las facturas de sus clientes para obtener liquidez y adelantar el pago de las mismas, a la vez que simplifican sus gestiones de cobro. Cada vez más empresas acuden a esta modalidad alternativa de crowdfactoring para anticipar el cobro de sus facturas. La financiación en este caso procede de los ahorros de múltiples inversores particulares o profesionales, que buscan una rentabilidad atractiva a cambio de prestar su dinero y son ellos los que adquieren los derechos de cobro de las facturas por cobrar. Cuando llega el vencimiento de la factura, el deudor de la misma paga directamente a la plataforma y ésta distribuye el dinero entre los inversores que hayan participado. Te contamos más sobre esta modalidad de inversión a corto plazo más adelante.

 

factoring

 

Estos productos cada vez retienen a más inversores por sus beneficios respecto a la inversión tradicional.

Opciones tradicionales de corto plazo

Las opciones tradicionales para invertir a corto plazo cada vez convencen menos a los inversores. Generalmente, las inversiones tradicionales a corto plazo pueden dividirse en 3:

  • Depósitos a corto plazo
  • Letras del tesoro
  • Inversiones a corto plazo en Bolsa

El mercado tradicional actual no está ofreciendo una rentabilidad atractiva, en ocasiones muy próxima a cero. Como en el caso de los depósitos, y en general la renta fija. Por ejemplo, el último dato reportado por el Banco de España sobre la rentabilidad de los plazos fijos a un año es del 0,4% anual. Las previsiones de rentabilidad no son optimistas, ya que la política de bajos tipos de interés instaurada por el Banco Central Europeo se ha vuelto a prolongar. Además, no existen evidencias a corto plazo de que los tipos de interés empiecen a subir.

cta-factoring

Por otro lado, la renta variable está estrechamente relacionada con los mercados. Actualmente nos encontramos en un escenario turbulento. Las tensiones comerciales entre EEUU y China están repercutiendo enormemente a las bolsas mundiales. Lo que unido al Brexit de Reino Unido, tampoco ayuda a la estabilidad de la renta variable en Europa y en España. Todos estos estímulos provocan una volatilidad muy pronunciada en la renta variable a corto plazo.

En esta situación, ¿qué alternativas tienen los inversores?

Opciones alternativas en el corto plazo

El crowdfactoring, como te adelantábamos antes, es una alternativa de inversión a corto plazo descorrelacionada de los mercados. De este modo, los inversores pueden incorporar a su cartera un producto que no depende de las tensiones comerciales actuales. El crowdfactoring es un producto que destaca por su liquidez y rentabilidad para los inversores. Generalmente, los inversores recuperan el dinero invertido y los intereses generados en un plazo medio de 90 días a un tipo medio del 5% anual en el caso de MytripleA.

 

Inversiones-garantizadas

La seguridad en la inversión en factoring

En el caso de MytripleA, en muchos casos se contará con un seguro de crédito que cubrirá el riesgo de insolvencia del deudor, es decir, si el deudor de la factura impaga por una razón e insolvencia, el Seguro de Crédito contratado por MytripleA, se hará cargo tanto del capital invertido por los inversores como de los intereses ordinarios, por tanto, los inversores recuperarán el 100% de su inversión más los intereses prometidos.

En caso de no contar con este seguro, MytripleA, para minimizar el riesgo, lleva a cabo diferentes acciones como son la incorporación de un rating, verificación de las facturas, realiza una cesión global de las facturas y no solo de las anticipadas y el riesgo final en este caso lo asume el cedente.

La importancia de la diversificación

Del mismo modo, el crowdfactoring permite que los inversores diversifiquen su cartera, reduciendo así el riesgo global. Por tanto, el crowdfactoring es un producto recurrente que permite una múltiple diversificación:

  • Diversificación por sector. Los inversores pueden seleccionar la actividad empresarial tanto del deudor como del cedente.
  • Diversificación por empresa. Los inversores pueden seleccionar diferentes empresas en las que invertir, por lo que el riesgo de impago es diferente en cada operación.
  • Diversificación por deudor. Dentro de una misma empresa los inversores pueden seleccionar operaciones con deudores diferentes.

Es importante tener claro que el riesgo cero en la inversión no existe, pero con una buena diversificación y conocimiento sobre las características de cada producto de inversión, el riesgo puede reducirse considerablemente.

 

Jorge Antón, CEO de MytripleA

Share on Google+